El futuro de la atención médica, Inteligencia Artificial, nube y macrodatos

Foto: Microsoft

El futuro de la atención médica es tan vibrante y dinámico en este momento, lo que hace que dependa de la Inteligencia Artificial (IA), la computación en la nube y los macrodatos.

Por lo menos así lo considera Peter Lee, vicepresidente corporativo de Microsoft Healthcare, una organización dedicada a acelerar la innovación en el cuidado de la salud a través de la Inteligencia Artificial y la computación en la nube.

Y es que desde ya se puede hablar del cruce de muchos límites, desde la investigación pura a la aplicada, desde la informática hasta la medicina, siendo las nuevas tecnologías las primeras protagonistas en todas las áreas.

Precisamente, la informática y la medicina se han movido de una a la otra a través de programas de subvenciones filantrópicas como “AI for Good”, de Microsoft Healthcare.

Esta iniciativa “proporciona financiación y apoyo técnico a equipos realmente dignos, personas apasionadas, que realmente intentan hacer que la IA actúe para el bien común”.

Lee también ha mencionado que no se trata solo de otorgar subvenciones, sino que la compañía también participa en estas colaboraciones mediante sus propios recursos.

“AI for Health”, por ejemplo, es el primer pilar del programa AI for Good que, en realidad, se superpone con una empresa de Microsoft y es Microsoft Healthcare. Los investigadores se interesan cada vez por la atención médica y la medicina.

“¿Podemos pensar en algo que detecte el cáncer de ovario antes? ¿Podemos idear nuevas técnicas de diagnóstico por imágenes que ayuden a los radiólogos a hacer un mejor trabajo? Creo que ese tipo de aplicaciones de diagnóstico y terapéuticas son increíblemente importantes para el mundo, pero no son negocios de Microsoft”.

Por lo tanto, el programa AI for Health puede proporcionar una salida para ese tipo de pasiones de investigación, tomando en cuenta que cuatro mil millones de personas en este planeta no tienen un acceso razonable a la atención médica, según Lee.

Entonces, considera que la Inteligencia Artificial y la tecnología tienen que ser parte de la solución para crear un acceso más equitativo en este sentido, por lo que Microsoft Healthcare tiene mucho que ofrecer.

Digitalización de la atención médica

El vicepresidente corporativo de Microsoft Healthcare ha recordado que durante los últimos 10 o 20 años se ha producido una digitalización masiva de la atención médica y la medicina.

Dijo que durante los últimos 10 años se ha pasado del 15 % de los registros de salud en formato digital, a más del 98 %. La gente lleva dispositivos móviles a todas partes, habla con las computadoras en casa y todo está en formato digital.

Siendo así, se ha preguntado si se podrían tomar todos esos datos digitales y usarlos para proporcionar diagnósticos y terapias altamente personalizados y dirigidos con precisión a las personas.

“¿Podemos obtener una visión holística, de 360 grados de usted, específicamente, de lo que está sucediendo con usted en este momento y lo que podría suceder en los próximos años, y enfocarnos en su bienestar? ¿Podemos avanzar desde el cuidado de los enfermos, que es realmente lo que tenemos hoy, a la atención médica?”.

Lee ha resaltado que la atención médica no es un negocio normal, ya que en todo el mundo, en realidad, es un negocio de 7,5 billones de dólares, por lo que se hace increíblemente importante para Microsoft.

Se trata de un negocio que se ha vuelto digital y, cada vez más, los datos digitales, los servicios, la Inteligencia Artificial y la computación para hacer un buen uso de los datos se están trasladando a la nube. A esto, a su juicio, debe prestársele mucha atención y tener una prioridad comercial para respaldarlo.

Metodologías digitales

Lee y su equipo se preguntan todos los días qué pueden hacer para permitir que la toma de notas clínicas se reduzca drásticamente, utilizando tecnologías de reconocimiento de voz, procesamiento del lenguaje natural, diarización, entre otras.

“Existe algo que se llama gestión del ciclo de ingresos, y a veces se ve como una especie de forma maligna de maximizar los ingresos en una clínica o sistema hospitalario, pero también es un lugar donde realmente se puede intentar eliminar el desperdicio”.

La mayoría de las estimaciones dicen que alrededor de un billón de dólares cada año se desperdicia en el sistema de salud estadounidense, de acuerdo a lo señalado por el especialista.

Se trataría de una especie de problemas de análisis de datos, en este sistema tan complejo, que realmente requieren el tipo de Inteligencia Artificial y Aprendizaje Automático que desarrollan en Microsoft Healthcare.

“Si la última década se trató de digitalizar la atención médica, la próxima década se trata de hacer que todos esos datos digitales sean buenos para algo, y que sean buenos para algo dependerá de que los datos fluyan donde deben fluir, en el momento adecuado, y hacerlo de una manera que proteja la privacidad de las personas porque los datos de salud son muy, muy personales”.

En este sentido, cree que la interoperabilidad es un tema fundamental. Y es que, a pesar de que se tienen estos datos digitales, realmente están bloqueados en miles de formatos de datos incompatibles diferentes; no se exponen a través de API o microservicios modernos y, a menudo, están aislados por razones comerciales, por lo que desbloquearlo es importante.

Además, en Microsoft han observado una ola creciente de organizaciones de atención médica que comienzan a migrar a la nube y, probablemente, dentro de 10 años casi todas las organizaciones sanitarias estarán en la nube.

“La interoperabilidad es una de las claves allí y eso es algo que ha sido reconocido por múltiples gobiernos”, señaló Lee.