La robótica generará 58 millones de empleos en los próximos cinco años

26

Las últimas investigaciones del Foro Económico Mundial (FEM) prevén que las máquinas realizarán más tareas que los humanos para el año 2025, sin embargo, han revelado que la robótica podría generar 58 millones de empleos netos en los próximos cinco años.

Y es que la rápida evolución de las máquinas y los algoritmos en el lugar de trabajo podría crear 133 millones de nuevos roles en lugar de 75 millones que serán desplazados entre hoy y 2022.

Eso supondría desafíos urgentes que proporcionen oportunidades de recuperación, permitan el trabajo remoto y construyan redes de seguridad para proteger a los trabajadores y comunidades en riesgo.

“El mundo está atravesando una revolución en el lugar de trabajo que traerá un cambio sísmico en la forma en que los humanos trabajan junto con las máquinas y los algoritmos. Para 2025, más de la mitad de todas las tareas actuales en el lugar de trabajo serán realizadas por máquinas, en lugar del 29% actual”.

Además se indica que esa transformación generada por la robótica tendrá un efecto profundo en la fuerza laboral global, sin embargo, para el FME la perspectiva es positiva en términos generales por la cantidad estimada de nuevos empleos para 2022.

La investigación denominada The Future of Jobs 2018 (El Futuro de los Trabajos 2018) se ha ejecutado para intentar comprender el potencial de las nuevas tecnologías para interrumpir y crear empleos, además de proporcionar orientación sobre las formas para mejorar la calidad y productividad del trabajo actual de los seres humanos y la manera de preparar a las personas para los roles emergentes.

En la exploración se ha determinado que el 54% de los empleados de las grandes empresas necesitarían importantes mejoras de habilidades para aprovechar plenamente las oportunidades de crecimiento que ofrece la Cuarta Revolución Industrial.

A pesar de ello, poco más del 50% de las empresas encuestadas dijeron que está en sus  planes formar  únicamente a los empleados que desempeñan funciones claves, mientras que, un tercio planifica volver a contratar a trabajadores en riesgo.

“Si bien, casi el 50% de todas las compañías esperan que su fuerza laboral a tiempo completo se reduzca en 2022, como resultado de la automatización, casi el 40% espera ampliar su fuerza laboral en general y más de una cuarta parte espera que la automatización cree nuevos roles en su empresa”.

Visión laboral del FEM

Se ha detallado que el informe presenta una visión de una futura fuerza laboral global que proporciona motivos para el optimismo y la cautela. Las perspectivas para la creación de empleos en la actualidad son más positivas, si se comparan con el estudio del FEM en 2016, considerando que las empresas tienen una mejor comprensión de las oportunidades que ofrece la tecnología.

“Al mismo tiempo, es casi seguro que la enorme automatización de interrupciones que traiga a la fuerza laboral global traerá consigo cambios significativos en la calidad, la ubicación, el formato y la permanencia de los roles que requerirán la atención de líderes en el sector público y privado”.

Para Klaus Schwab, fundador y presidente ejecutivo del Foro Económico Mundial, se hace fundamental que las empresas desempeñen un papel activo en el apoyo a sus fuerzas laborales existentes, a través de la preparación y mejora de las calificaciones.

Considera que es necesario “que las personas adopten un enfoque proactivo para su propio aprendizaje permanente y que los gobiernos creen un entorno propicio para facilitar esta transformación de la fuerza laboral. Este es el desafío clave de nuestro tiempo”.

Los analistas de datos y científicos, desarrolladores de software y aplicaciones, así como especialistas en comercio electrónico y redes sociales, basados o mejorados de manera significativa por la tecnología, representan el conjunto de roles que podrían experimentar una creciente demanda en todas las industrias ante la evolución de la robótica.

En The Future of Jobs 2018 se precisa que también están preparados para experimentar una demanda creciente aquellos roles que aprovechan las habilidades humanas, tales como las profesiones de ventas y marketing, los gerentes de innovación y los trabajadores de servicio al cliente.

“Los trabajos que se espera que se vuelvan redundantes incluyen roles de cuello blanco basados en la rutina, como empleados de entrada de datos, empleados de contabilidad y nómina”.

Los encuestados por el Foro Económico Mundial han vaticinado una disminución de 984 mil empleos y una ganancia de 1.74 millones de empleos desde ahora hasta 2022.

“Extrapolando estas tendencias a los empleados de grandes empresas en la fuerza laboral no agrícola de las 20 economías cubiertas por el informe, se sugiere que 75 millones de empleos pueden ser desplazados por un cambio en la división del trabajo entre humanos, máquinas y algoritmos, mientras que pueden surgir 133 millones de nuevos roles que están más adaptados a esta nueva división del trabajo”.

Si bien se espera un crecimiento neto positivo de empleos, según The Future of Jobs 2018, se predice que existirá un cambio significativo en la calidad, ubicación, formato y permanencia de los nuevos roles.

Para el FEM, “las empresas están dispuestas a ampliar el uso de contratistas que realizan trabajos especializados en tareas, comprometer a los trabajadores en acuerdos más flexibles, utilizar personal remoto y modificar las ubicaciones donde opera su organización para garantizar el acceso al talento”.