Play Write, herramienta de microproductividad móvil

10

Play Write ha sido presentada como una herramienta de microproductividad que permite a las personas editar documentos de Word, desde sus teléfonos, a través de la descomposición de la tarea en microtasks (microtareas) más pequeños y más simples.

Cuando los participantes del proyecto usaron Play Write y miraban un video simultáneamente, sus creadores Shamsi Iqbal, Jaime Teevan y Anne Loomis Thompson descubrieron que preferían su enfoque de edición basada en microtasks a la experiencia de edición tradicional que ofrece Mobile Word.

El grupo de Ciencias de la Información y del Dato de Microsoft Research se percató además que Play Write provocó que los participantes se sintieran más productivos y menos estresados completando más ediciones con esta herramienta.

“Nuestros hallazgos sugieren que las herramientas de microproductividad, como Play Write, pueden ayudar a las personas a ser productivas en escenarios de atención divididos”.

Y es que los dispositivos móviles ofrecen a las personas la oportunidad de realizar tareas útiles durante el tiempo que antes se creía inutilizable. Sin embargo, los dispositivos móviles tienen pantallas pequeñas y se usan a menudo en escenarios de atención divididos, provocando que las personas se limiten a usarlos para tareas cortas y simples.

De esta manera, los investigadores han insistido en que tareas complejas, como la edición de un documento de Word, presentan desafíos significativos en este entorno.

Es por eso que la herramienta de microproductividad se ha visualizado como la solución para realizar tareas complejas que requieren atención enfocada, pudiendo adaptarse a la forma fragmentada en que las personas trabajan mientras se mueven.

Juego de palabras

Para Shamsi Iqbal, Play Write es un juego interesante de la palabra y, por lo tanto, en el grupo de Ciencias de la Información y del Dato de Microsoft Research querían tener el juego de palabras para que las interacciones fueran divertidas y de juego.

Además, en un Podcast de Microsoft Research la ha calificado como una instancia de la microtarea de escritura o microescritura, por tratarse de un marco que básicamente interactúa con Microsoft Word.

“Podría ser algo tan simple como correcciones ortográficas, que es una tarea muy libre de contexto, y te toma alrededor de dos segundos lograrlo. O correcciones gramaticales o comentarios de triaje y ese tipo de cosas. Y comenzamos con una pequeña lista de tareas que, por supuesto, pueden ampliarse”.

Dijo que la herramienta extrae los detalles, los coloca en la nube y, luego, a través de una aplicación móvil, se puede acceder a esas tareas. Todo está diseñado de tal manera que se puede interactuar con las tareas de una manera similar a un juego.

Entonces, en esencia, ha señalado que se progresa mientras se está lejos del documento, con muy poco compromiso cognitivo o compromiso de tiempo.

“Una de las preocupaciones que tiene la gente es que, ¡oh, Dios mío, estás arruinando mi tiempo libre! Vas a hacerme trabajar todo el tiempo. Y ese no es el objetivo en absoluto. Entonces, uno de los objetivos o, yo diría que el objetivo principal, es realmente ahorrarle tiempo a la gente”.

La investigadora conoce que el tiempo de concentración es tan difícil y, por ello, lo que esencialmente tratan de hacer es que la gente haga cosas o tareas en estas cortas explosiones, pero con la esperanza de que equivaldría a un resultado que se habría obtenido en un tiempo similar enfocado.

La meta es que, a través de esta herramienta, probablemente se pueda ahorrar a las personas una hora y, luego, tal vez se pueda ir a casa una hora antes y dedicar más tiempo a otras cosas. Incluso, la investigación va más allá, por lo que se prueban maneras de seguir con las ideas o tareas mientras se conduce, sin dejar la atención sobre el volante.

“Creo que debemos repensar cómo hacemos las cosas y tampoco estamos diciendo que no necesitas un tiempo enfocado. Necesitas tiempo enfocado. Hay ciertas cosas que no puedes hacer sin tener un tiempo enfocado”.

Entonces, las investigaciones buscan que exista una forma alternativa de hacer las cosas y, para Shamsi Iqbal, tal vez la combinación de ambos es a dónde van durante los próximos años.

Productividad

A juicio de la experta, la palabra productividad es muy mecánica. Parte de sus investigaciones va de la mano de Mary Czerwinski y Gloria Mark, de UC Irvine, donde analizan la capacidad de las personas para concentrarse en el trabajo y cómo pueden apoyar su bienestar.

“Lo que hemos encontrado es que los descansos son muy importantes. Quiero decir, no podemos pedirle a las personas que sean productivas todo el tiempo porque eso no funciona. Por lo tanto, si desea tener un trabajador feliz, productivo y satisfecho, necesita poder apoyarlos de la manera en que hacen las cosas, las hacen de manera eficiente y ahí es donde el soporte del sistema llega”.

Además, pueden tomar descansos, relajarse y estar presentes en cosas que no son trabajo; estar presentes con sus familias, estar presentes en sus pasatiempos y no tener que trabajar todo el tiempo.

Hay que agregar que Shamsi Iqbal hizo su Licenciatura en Bangladesh, donde creció. Fue a un programa de Ingeniería muy tradicional, pero dijo que fue el mejor en Bangladesh. Nunca oyó hablar de la interacción humana con la computadora antes de comenzar a postularse para la escuela de postgrado.

Cuando llegó a la escuela de posgrado, en 2002, pensaba que iba a hacer Inteligencia Artificial (IA) porque le gustaba ver patrones y datos, pero un nuevo profesor ofreció una charla sobre la interacción con la computadora humana y supo que era interesante.

“Realmente puedes identificar los problemas que preocupan a los humanos y luego puedes encontrar soluciones tecnológicas, y puedes ver directamente el impacto. Así que, ahí es donde comenzó mi trabajo en la gestión de la atención”.